• Inicio
  • Beneficiarios
  • Promoción De La Producción Ovina En Pequeños Y Medianos Productores De Los Departamentos De Florida, Canelones, Lavalleja Y Montevideo Rural Como Contribución Al Desarrollo Rural

Promoción De La Producción Ovina En Pequeños Y Medianos Productores De Los Departamentos De Florida, Canelones, Lavalleja Y Montevideo Rural Como Contribución Al Desarrollo Rural

Desarrollo Empresarial
La producción ovina en Uruguay ha sido uno de los sostenes de nuestra economía desde los orígenes mismos de nuestra historia comercial. Esto ha determinado que el rubro presente un fuerte arraigo en nuestra población rural. Si bien el stock ha caído de 26 a 6,5 millones en los últimos 25 años, la cantidad de productores se redujo de 25 a 21 mil en el mismo período reflejando la conservación de nuestra sólida cultura ovejera. En la región Florida y Lavalleja han disminuido en forma marcada la cantidad de productores, en tanto Canelones y Montevideo han sido los únicos departamentos de nuestro país que en ese mismo período duplicaron sus productores y su stock ovino, siguiendo un claro camino de reconvención que puede ser modelo para el desarrollo de toda la región, desarrollo que puede darse sobre la base de los buenos precios de la lana y de los corderos, que determinan que hoy el rubro ovino se constituya en una oportunidad para pequeños y medianos productores de estas localidades. Los principales problemas que hoy limitan la expansión del rubro ovino en la región podemos resumirlos en: abigeato, acción de depredadores, falta de mano de obra idónea, falta de capacitación de los productores en modernas técnicas productivas que permitan intensificar la producción y mejorar los resultados económicos, dificultades organizacionales para trabajo y comercialización conjunta, obtención de material genético (nuevas razas o líneas) Existe una brecha tecnológica muy grande entre los productores más tecnificados y los más tradicionales, lo que sin embargo, a la vez de representar un problema a resolver, aliéntenlas oportunidades y permiten predecir un crecimiento muy importante del rubro en la región. La Propuesta esta enfocada a disminuir esa brecha productiva generando un crecimiento económico de los productores ya existentes, pero incorporando además como tarea fundamental, el desafío de la incorporación de nuevos productores ovejeros provenientes o no de sectores rurales, facilitando la reconversión de productores provenientes de otros rubros. Todo esto sobre la base de levantar las principales restricciones tecnológicas y de genética y el levantamiento de las principales limitantes para las cuales hoy se dispone de herramientas probadas, validadas y adoptadas. En este sentido el Proyecto propone concentrar sus acciones en dos aspectos: Extensionismo: Desarrollo de un programa de extensión conformando un equipo de extensionistas de campo que trabajen en forma integrada y conjunta en toda la región a través de estrategias de transferencia predial, grupal y masiva. Tendrán como principal tarea la formación de productores en la implementación de técnicas mejoradas de producción ovina eficiente, la incorporación de materiales genéticos adaptados a la producción intensiva, la incorporación de herramientas para el control de depredadores y facilitar la integración y la organización de los productores sobre la base de trabajar la cultura de la solidaridad y de la autogestión. Todo lo cual debe estar orientado a levantar restricciones, mejorar la producción y garantizar la gobernanza de la propuesta una vez terminado el Proyecto. Majada Cooperaria: Creación de una majada Cooperaria para disponer de material genético mejorado para contribuir a la región, pero fundamentalmente disponer de vientres para distribuir en carácter de préstamo para nuevos productores ovejeros como forma de incentivo para el ingreso de nuevos productores al rubro y además siendo que el productor debe realizar las devoluciones de los vientres recibidos, incentivar el desarrollo de la solidaridad y de la autogestión en el ámbito rural. Como parte del proyecto se conseguirá un campo como física de su funcionamiento, se comprarán los primeros 500 vientres Corriedale y un plantel Frisona Milchschaf, se implementará un funcionamiento que garantice su auto sostenibilidad económica y se establecerán los estatutos de funcionamiento para garantizar la gobernanza de la producción y de la distribución en manos de los actores privados participantes del Proyecto. Se anexa planilla con una proyección de funcionamiento, resultados, estrategias de sostenibilidad, número de productores beneficiarios y mayores detalles de la majada cooperaría y el alcance de los aportes. Objetivos de la Majada cooperaría: a. Producir vientres de elevado valor genético para distribuir en carácter de préstamo entre nuevos productores de ovinos seleccionados por los extensionistas que participan del Proyecto y con el apoyo de las organizaciones e instituciones. b. Desarrollar un programa de mejora genética por cruzamientos de absorción y por selección en función de parámetros de importancia para sistemas intensivos y eficientes adaptados a la pequeña escala productiva. c. Constituirse en un campo para la capacitación y aprendizaje de gestión práctica de nuevos productores y de los futuros gestores. d. Constituir un centro de recolección de los vientres que se generan en las devoluciones que irán realizando los productores beneficiarios. Existen antecedentes de ambos aspectos columnares del Proyecto: Extensionismo y disponibilidad de servicios. El Proyecto de Competitividad ovina liderado por la Intendencia de Florida con la participación de INIA, SUL, ADEF, MJA, ARR con la financiación de ANDE OPP iniciado en el año 170 productores, y generando varios grupos de productores ovejeros. Además el Proyecto puso a disposición la prestación de servicios que permitió la implementación estas estrategias tecnológicas: ecografía, sanidad, análisis coprológicos, instalaciones móviles de trabajo en el campo, distribución de perros pastores, equipos de cercas eléctricas, reproductores machos mejoradores, etc. Experiencias en otorgar ovinos a nuevos productores: Los Fondos Rotatorios ovinos de INIA-CNFR y el INIA-MJA han incorporado a la producción ovina en pequeña escala en la última década a más de 400 nuevos productores (Ganzabal, A. 2019 se anexa publicación), incorporando a 27 Sociedades de Fomento Rural y 23 Clubes Agrarios en todo el país, ha sido usado como modelo de varios Programas de alcance similar.
  • Beneficiario: Movimiento De La Juventud Agraria
  • Fecha de inicio: 02·02·2020
  • Instituciones asociadas: Asociación Rural De Reboledo, Innoval, Instituto Nacional De Investigación Agropecuaria - Inia, Intendencia De Canelones , Intendencia De Florida, Intendencia De Lavalleja, Movimiento De La Juventud Agraria , Secretariado Uruguayo De La Lana
  • Sector Productivo: Agropecuario
  • Departamento: Montevideo, Canelones, Flores, Lavalleja
  • Año: 2019
  • Duración: 24 meses

Login